La verdad sobre tener perros encadenados

Muestra del correcto encadenamiento de un can.

Desde siempre, en el ámbito cinófilo y en el imaginario colectivo de la gente, se ha mantenido que la forma correcta de organizar un criadero era tener a los perros dentro de caniles, ya que encadenarlos era un acto cruel. A través de las siguiente líneas, el criador de APBT, John A. Koerner II, nos da una visión distinta del método profesional de encadenamiento de perros.

¿ES VENTAJOSO TENERLOS EN UN CANiL?

Mucha gente piensa que es “cruel” mantener a un perro encadenado, pero por medio de éste articulo trataré de demostrar que éste pensamiento es falso. Trataré de demostrar que aparte de ser humano también es ser responsable teniendo a un perro encadenado apropiadamente, cuando estás lejos de casa, y estás en contra de dejarlo libre. Ésto es verdad, siempre y cuando se posea un sólo perro en un patio bien cercado. Probablemente pienses;

– ¿Por qué no puedo dejar al perro suelto en un patio bien cercado?.
– Porque incluso teniendo una pared de bloques que rodean toda la propiedad, muchos perros aprenderán a saltarla, otros a escarbar y pasar por debajo de ella, y algunos esperarán a que se abra alguna puerta cuando salga el jardinero o alguno de los niños y dejen la puerta abierta”. De una forma u otra, cualquier perro puede escapar de nuestra casa si es dejado suelto y sin supervisión.

Y todos sabemos lo que pasa cuando un perro se escapa; los perros pueden causar problemas, pueden lastimar, pueden correr tras los coches, pueden ser heridos por molestar al ganado de algún granjero; se pueden perder en los bosques o en las ciudades, también se pueden encontrar en un lugar desconocido con varios perros del lugar y sabemos en que puede terminar. En resumen, nada bueno pasa cuando un perro se escapa de su casa, y esto ocurre cuando el dueño es negligente y no confina apropiadamente a su perro en el patio.
Los perros no poseen moral humana, son animales, y como tales necesitan estar en sujeción de los humanos todo el tiempo. Por lo tanto, cuando los humanos no estamos para supervisarlos, estos deberían estar confinados todo el tiempo. Por ello, una persona podría argumentar sobre cuál forma sería la apropiada para mantenerlo (en un canil o en una cadena implantada), y yo intentaré probar que el mantener a un perro encadenado es el método más eficiente y humano para confinarlo.

“Contrario a lo que piensan la mayoría de los criadores profesionales, no me gustan los caniles, pienso que ponen al perro triste”.

Ahora les proporcionaré una lista de hechos irrefutables que respaldan mi teoría, pero antes examinemos que es lo que intentamos realizar al confinar nuestros animales:

Método de sujección de perros alrededor del muro de Berlín.
Método de sujección de perros alrededor del muro de Berlín.

RAZONES POR LAS QUE CONFINAMOS A NUESTROS PERROS

Para prevenir que nuestros perros escapen cuando estamos lejos. Para mantener a nuestros perros lo más felices y confortablemente posible, con el mayor espacio posible, mientras están en éste estado. Por encontrar las posibilidades más convenientes, y porque requieren de un gasto mínimo.

 

 

CANILES

Ejemplo de canil
Ejemplo de canil

Mucha gente piensa bajo el preconcepto de que al encerrar a los perros en caniles lo hacen de una forma humana, pero yo estoy escribiendo esto para contarles que éste no es el caso. La única justificación que le encuentro a los caniles es si posees uno o unos pocos perros y los tienes confinados allí por algún tiempo, o si vives en un pintoresco vecindario, y no quieres que el perro con la cadena vaya de aquí para allá arruinando el césped. Otra ventaja del canil es que si posee un apropiado drenaje, al cual puedes enviar todos los desechos del perro, puedes eliminar el olor, lo cual es necesario si vives en un vecindario residencial o en un área muy habitada en la cual tus vecinos de seguro, no aprecian la “esencia del canil perruno”. Ante todo, debemos preservar el confort de nuestros perros, los pisos (suelos) de los caniles están hechos de cemento, material que es muy abrasivo y duro para sus almohadillas. Día a día, obligamos a los perros a caminar y a echarse sobre piso de cemento. Y, los perros no fueron creados para correr y echarse sobre cemento, estos fueron creados para correr y echarse sobre suave tierra. Por lo tanto, cuando forzamos al animal a caminar y echarse en cemento, por mantenerlos en un caníl, éste sufre dolor en todos los puntos de apoyo de su cuerpo.

Si éste pasa toda su vida dentro de éstas condiciones, el dolor que se le produce irá en aumento, empeorando rápidamente, y al mismo tiempo las articulaciones que soportan el peso del animal, siendo por consiguiente dañadas cuando el perro se mueva para delante o para atrás en el implacable suelo. Solo imagínate tú en ésta situación, caminado todos los días de tu vida descalzo en cemento, teniendo que caminar y sentarte en ésta dura superficie, y finalmente también pensarás en la forma de escapar de esta incómoda situación. Bueno, ¿como crees que se sienten los perros?.

Déjenme empezar por aclarar alguno de los mitos más viejos, perpetuados por los fanáticos de los derechos de los animales, de que el encadenar a un perro es “cruel”, o “las cadenas hacen al perro miserable”. Ésto es totalmente un invento, y absolutamente falso. He criado cientos de perros con éste sistema, durante mis casi veinte años en la crianza, y cada uno de ellos feliz y saludable, sin ni siquiera uno que se haya vuelto “miserable” por estar encadenado. La próxima cuestión en la cual los caníles pierden abrumadoramente, es que proveen poco espacio de hábitat. No sólo son incómodos por estar hechos con pisos de cemento, sino que también prestan un muy triste y pequeño espacio de hábitat en el recinto.

Una muestra de unos angustiosos caniles.
Una muestra de unos angustiosos caniles.

Como verás en un momento, incluso los grandes caniles equivalen solo alrededor de 1/3 del espacio útil en comparación con un sistema de cadena estándar, mientras que el canil estándar equivale a solo 1/5 parte de un sistema de cadena estándar, pero demos paso a los números que nos demostraran la veracidad de estas palabras:

DIMENSIONES DE CANILES

1.82 x 3.04 = 5.53 mtr2
3.04 x 3.04 = 9.24 mtr2
3.04 x 3.65 = 11.09 mtr2

La verdad es que, la mayoría de los caniles son de la primera medida dada, y como se expresa en la tabla, los perros poseen la miserable superficie cuadrada de 5.53 mtr.2 (y de cemento). E incluso si una persona quisiera gastar una fortuna para construir un caníl haciendo uno enorme de 3.04 X 3.65, el hecho es que incluso así las dimensiones de éste transcritas a mtr.2 nos da la insignificante medida de 11.09 mtr.2, la cuál es menos de la mitad de espacio de hábitat que posee un perro encadenado en un sistema estándar.
Los caniles son la forma más cara para un propietario de confinar a sus perros, ni decir que es la forma menos espaciosa (y menos confortable) para el perro.
Y, recuerda, lo más grave de ésto es que están sobre un duro piso de cemento, ¿De esta forma quisieras (tu) vivir cada día de tu vida?.
Finalmente, un apropiado sistema de caniles, con drenajes, piso de cemento, techo, y un adecuado cercado, te costara varios cientos de euros, multiplicarlo por cada perro y varios meses para construirlos. Mientras que con un excelente sistema de cadena te costará menos de 50€ por perro y te llevará un par de horas construirlos.

Ejemplo de organización dentro de un criadero, con un método poco extendido.
Ejemplo de organización dentro de un criadero, con un método poco extendido.

Los sistemas de encadenamiento deben ser confeccionados con un eje central en el cuál debe ir amarrada la cadena, para que el área de hábitat sea circular, se puede observar el gran espacio de hábitat que poseen al vivir bajo éste sistema, es pura geometría. El área de superficie para cualquier circulo es de pi (3.14) x radio al cuadrado. Éste es un dato matemático irrefutable. Por lo tanto, para determinar el área de un circulo, el largo de la cadena será a su vez el radio, esto supone que para obtener la superficie de una cadena de 3 mtr., tendríamos que tomar 3 mtr. al cuadrado, lo cual equivale a 9 mtr.2. Si multiplicamos esto por pi (3.14) nos da como resultado 28.26 mtr.2 de hábitat con una cadena de 3 mtr. de largo con un eje central. Otra vez, este es un hecho matemático irrefutable. Los hechos matemáticos del asunto son simples: una cadena de 3.00 Mtr. colocada con un eje central, le proporciona al perro 28.26 Mtr.2 de espacio de disfrute, lo cual es casi cinco veces más que el espacio de un caníl de 1.50 x 3.00 Mtr.
Tu, literalmente, casi podrías colocar 5 caniles de 1.50 x 3.00 Mtr en el espacio de una cadena de 3.00.
¡Y todavía los genios de los derechos animales tratan de impulsar leyes en contra del encadenamiento de perros, en vez de perseguir al confinamiento en caniles!.

La verdad es que ambos sistemas necesitan una especie de “colocación mínima estándar” de medidas permisibles. En otras palabras, tanto un caníl como un sistema de cadena, necesitan ser basados en el tamaño del animal.Pero todavía, al final del día, un apropiado sistema de encadenado siempre le proporciona al perro mayor libertad y disfrute de su vida. Otra vez, aquí están las justificaciones:

DIMENSIONES BÁSICAS DE LAS CADENAS

Cadena de 1.82 Mtr.= 10.40 Mtr.2
Cadena de 2.43 Mtr.= 18.54 Mtr.2
Cadena de 3.00 Mtr.= 28.26 Mtr.2
Cadena de 3.65 Mtr.= 41.83 Mtr.2
Cadena de 4.57 Mtr.= 65.57 Mtr.2

Cuando recordamos que el área de la superficie es pi (3.14) multiplicado por el radio cuadrado, vemos que las dimensiones arriba expuestas son las medidas al cuadrado que el perro dispondrá, todo siempre asegurado a un eje central.Otra vez, cuando comparamos ésto con un canil de 1.82 x 3.04 (5.53 Mtr.2), o incluso con el más grande de los caniles 3.04 X 3.65 (11.09 Mtr.2), podemos observar que incluso hasta el más pequeño de los sistemas de cadena virtualmente dobla en tamaño al canil promedio, y es casi tan espacioso cómo el más grande de los caniles.
La cadena de 3.00 Mtr. nos provee casi el triple de espacio más que el gran canil de 3.04 x 3.65 Mtr, y más de CINCO veces el espacio de un caníl estándar.
Entonces, después de ver éstas comparaciones, si nosotros fuéramos los que vamos a ser confinados y tenemos la posibilidad de elegir entre estos dos sistemas, ¿cuál de los dos sistemas elegiríamos?, ¿En un canil de 5.53 Mtr.2 con piso de concreto?, o en cambio ¿elegirías vivir en 28.26 Mtr.2, al aire libre y con suelo de suave tierra?.
Para esta cuestión, hazte algunas preguntas más teniendo siempre la perspectiva del perro: ¿Preferirías vivir enjaulado separado de tu amado dueño, en un espacio reducido con piso duro?, o ¿preferirías vivir al aire libre, en un espacio amplio donde podrías estar en contacto con la naturaleza, e incluso investigarla, y donde podrías saltarle a tu amado dueño cuando se acerca a ti para sacarte a pasear, o te acaricia cada vez que pasa a tu lado?.
Creo que las respuestas a éstas preguntas son obvias, si cada uno de nosotros nos las hacemos y las pensamos razonablemente por un momento.
Las dimensiones ilustradas son hechos matemáticos irrefutables y claras como el día. Sin embargo, tristemente, existen países, estados y ciudades en los que el encadenar a un perro es considerado un delito, algo “ilegal”. Todas éstas leyes fueron lamentablemente creadas por los considerados defensores de los derechos de los animales, fanáticos que creen en una propaganda basada en la ignorancia. Ninguna de éstas personas conocen de primera mano la realidad del correcto confinamiento canino.

Créanme, he andando por los dos caminos, y les puedo afirmar que un criadero basado en el protocolo de un sistema de encadenado profesional es, de lejos, superior a un criadero organizado en base a caniles, tanto economicamente cómo (lo más importante) para la calidad de vida de los perros.

El sistema de cadenas, cuando es confeccionado de una forma profesional, le ofrece al perro desde 2 a 10 veces más espacio que el que le puede proveer un caníl, por más grande que sea. Los animales no deben estar “tras las rejas”, éste sistema también le provee al propietario el poder jugar y acariciar a sus perros sin ninguna barrera, sin tener que abrir y cerrar puertas.
Todos ganan, espero que este articulo los haya ayudado y educado, siendo una forma de alertarlos ante la ignorancia (que es mucha) que pretende promulgar leyes en contra de éste sistema.

Fuente: Articulo “The Truth About The Chain Tethering”.
Traducción: Diego Palomino, Capilla del Monte, Córdoba, 27 Octubre 2008.

Comentarios

You might also like More from author

X